Soja: Vienen meses interesantes

12/04/21 El viernes pasado se publicó el famoso informe mensual del USDA (Wasde de abril) donde, entre otros datos, se conocieron los últimos números de producción de soja en Argentina y Brasil: 47,5 millones de toneladas y 136 millones respectivamente.

También se confirmó la tendencia a la baja en los inventarios en EE.UU. tanto de la oliaginosa como del maíz: los ratios de stock/uso se ubican alrededor de 2,5% y 8,5% respectivamente. Recordar que los valores por debajo de 10% nos señalan bajas existencias.

La pizarra no se vio fuertemente sacudida esta vez ya que no se esperaban sorpresas: los fundamentos de oferta y demanda siguen siendo un soporte para el precio. Está comenzando y se desarrollará por los próximos meses lo que se conoce como “mercado climático”: es hora de materializar el cultivo de verano en el Norte y el clima juega un papel decisivo en el estado de los cultivos. Cualquier inconveniente puede generar gran volatilidad.

El dólar se ha fortalecido las últimas semanas pero  no a presionado mucho el valor de los granos. Las subidas de las tasas de interés nos hablan de un posible escenario inflacionario en el mediano plazo, esto genera aumento de precio de los alimentos. Así lo indican también las estadísticas de la FAO que muestran un crecimiento de los mismos en los últimos diez meses.

El análisis técnico muestra una consolidación de precios. Los granos están operando dentro de sus respectivos soportes y resistencias que han mostrado en las últimas semanas.

Es interesante observar lo siguiente:

 

Fuente: Investing.com

Esta es la posición al día de hoy de los Futuros de soja en Estados Unidos, vemos como la disponible vale mas que la soja a futuro (cosecha Noviembre a Enero de 2021).

¿Qué nos está diciendo el Mercado? Nos dice que si todo sale bien en el cultivo de soja en EE.UU., valdría en noviembre de este año 1271 centavos por bushel: alrededor de 144 c/bu menos de lo que vale ahora, o sea 52 dolares por tonelada menos. Entre un 10 a un 15% menos para el bolsillo del productor o inversor.

Es por esto que es imprescindible realizar una correcta gestión de la comercialización de los granos tanto  físico como en sus derivados financieros.

No seguir el mercado diariamente y no estar al tanto de las posibles tendencias del precio de la soja y otros granos puede salir muy caro.

Ahora bien, sigamos observando la posición de los diferentes vencimientos de los contratos de Futuros de soja en Chicago: vemos que la posición de setiembre 21 también es bastante menor al precio disponible. Esto se debe a que en ese mes ya se espera cosechar los primeros lotes en EEUU y por la tanto habría mas oferta. De no llegar a darse las condiciones para que esto suceda en los tiempos estimados, este contrato tiene un potencial de suba importante.

Los fundamentos de la soja siguen siendo alcistas, se la ve robusta en su análisis técnico. Si todo sale bien en los próximos cinco meses en EE.UU., el precio podría caer pero aun se mantendría en buenos niveles, y si llegara a haber complicaciones el precio puede trepar fuerte. Se vienen los informes de los lunes del Usda sobre el estado de los cultivos en EE.UU. (Oferta) y seguirán apareciendo los datos semanales de exportación de EE.UU. (Demanda).

En el corto plazo seguirá la volatilidad por lo que es conveniente apoyarse en los fundamentos a la hora de tomar decisiones de compra o venta del grano y no dejarse llevar por las emociones fruto del vertiginoso comportamiento de su precio.

Fuente: https://es.investing.com/